Dalas gana el juicio a Miare por la custodia de su perro

 

Hemos contado en múltiples ocasiones que la ruptura de los youtubers Dalas Review y Miare’s Project fue de todo menos amistosa. Los dos creadores de contenido cruzaron acusaciones y se han visto las caras más de una vez en los tribunales. La última de ellas en relación a la propiedad de la mascota que compartían, el perro Argos. Ahora, ya hay sentencia sobre este tema y el juez ha dado la razón a Dalas, quien podrá recuperar al animal. Sin embargo, ambos han querido contar su versión a través de sendos vídeos en sus canales y la polémica está, de nuevo, servida. Os lo contamos.

Todo empezó el pasado 12 de julio. Dalas escribió en Twitter varios tweets anunciando que la justicia iba lenta pero con paso firme o que sabía de alguien a quien se le iba a pasar las ganas de difamar. También dijo que iba a dar una noticia que sacudiría la tierra y anunció a sus fans que se preparan para hacer RT. Su pareja actual, la youtuber de belleza Lizy P también lanzó un mensaje en la misma red social “Hoy es un gran día… por fin se hace justicia”, por lo que muchos ya intuían por donde iban los tiros.

Finalmente, Dalas lo confirmó con el siguiente mensaje: “Se ha hecho justicia al fin… Con gran orgullo os digo GANÉ la demanda legal y voy a recuperar a mi perro Argos”, acompañando sus palabras con emoticonos y símbolos de alegría.

El youtuber hizo otros tweets explicando las ganas que tenía de volver a ver a su perro o que llevaba más de un año sin poder estar con el animal.

Miare, por su parte, subió  el mismo día un emotivo vídeo en el que, visiblemente afectada, explica que es la primera vez que se pronuncia en YouTube sobre este tema. Tal y como aclara, había preferido dejar el asunto en el manos de la justicia y no airear ni el proceso judicial ni la denuncia a través de las redes. Sin embargo, tras perder ante el juez quiere que “mi historia siente un precedente, para que no vuelva a ocurrir”.

En este sentido, explica que cuando recibió la demanda de Dalas para recuperar el perro, éste ya llevaba mucho tiempo con ella y su ex pareja nunca había mostrado interés por el animal, salvo como excusa para comunicarse con ella. Al principio, cuenta Miare, no se dio publicidad al tema, ni por su parte, ni por la de Dalas. Pero el youtuber empezó a anunciar el proceso judicial en Twitter el mismo día que Miare celebraba en Madrid un Meet and Greet solidario con sus fans. Algo que la youtuber ve como un intento para dañar su acto solidario, en el que llevaba mucho tiempo trabajando y por el que se había ilusionado mucho, según cuenta.

La youtuber también dice en su vídeo que los animales en el código civil español son contemplados como una propiedad, ya que no se tiene en cuenta la vinculación emocional, ni quién cuida el perro. Argos estaría a nombre de Dalas, ya que cuando lo adoptó Miare era menor de edad. Por este motivo, dice que ambos sabían que la justicia daría la razón a Dalas.

Y así ha sido. La sentencia es clara la respecto y, además, no deja a la youtuber posibilidad de apelar, ya que el coste del proceso es inferior a los 3.000 euros.

Por eso, explica que ha querido aclarar el tema y mostrar pruebas de que Dalas habría maltratado a Argos. Así, enseña conversaciones de Whatsapp que, supuestamente, habrían mantenido en 2015 su madre y su ex pareja. En ellas, Dalas reconocería haber dado dos bofetadas al animal o haberle propinado “una paliza con un zapato” cuando sólo era un cachorro.

Ante este vídeo, Twitter se ha volcado de forma evidente con Miare, transmitiéndole muchas muestras de apoyo y cariño y usando los hashtag #porArgos  y #porMiare.

Sin embargo, Dalas no se ha quedado callado y ha querido rebatir, punto por punto, las acusaciones de su ex. Lo hace en un vídeo subido a su canal donde explica que tenía previsto hacer otro tipo de grabación mostrando su alegría pro recuperar a su mascota, pero se ha visto obligado a cambiar de estrategia.

Dalas rebate sus acusaciones y dice que las pruebas de un supuesto maltrato al animal por su parte son falsas

 

En su clip Dalas desmiente las acusaciones de Miare y dice que ésta lloró en el juicio para dar pena. También alega que los whatsapp que muestra la youtuber son falsos.

Además, el creador de contenido acusa a su ex pareja de acosarle, de atacarle a través de YouTube y redes sociales y de no haber superado su ruptura.

Un tema controvertido con dos versiones muy opuestas. ¿Qué pensáis vosotros? ¿Quién tiene razón? ¿Con quién debería estar Argos?