Youtuber se infiltra en una base rusa abandonada

 

Si os hablamos de Exploring the Unbeaten Path, probablemente no sepáis de qué estamos hablando. Lo cierto es que se trata de un canal de YouTube de reciente creación pero de lo más interesante. ¿Su última hazaña? Infiltrarse en una antigua y abandonada base rusa de la época soviética para ver de cerca los transbordadores y otros vehículos espaciales. Os contamos más a continuación ¿Vamos allá?

Bob Thissen, de 30 años, es un joven fotógrafo y realizador audiovisual neerlandés que lleva varios años dedicado a la exploración de lugares abandonados o inaccesibles para luego grabar su experiencia y documentar todo el proceso. Ha trabajado para televisiones de varios países (como la belga o la holandesa) y, recientemente, ha abierto su canal de YouTube, que ha llamado Exploring the Unbeaten Path, algo así como explorando el sendero inexplorado.

En su canal ha realizado varias incursiones en lugares prohibidos o difícilmente accesibles, pero la gran popularidad le ha llegado con un vídeo subido este julio. Bob y su equipo se infiltraron en una base espacial rusa abandonada y grabaron su interior. En concreto, la base se encuentra en el actual Kazajistán, una antigua república soviética, y se conoce como el hangar abandonado de Baikonur, el cosmódromo más grande del mundo.

Aunque no fue fácil llegar y tuvieron que sortear muchos obstáculos, en su interior, los llamados intrusos virales pudieron ver lo que queda del proyecto espacial más ambicioso de la URSS que llegó a costar el equivalente a 16 millones de dólares de la época (entre los 80 y los primeros años 90).

En concreto, los youtubers pudieron ver el OK-1K2, apodado Little Bird. Fue el segundo transbordador espacial del programa Burán y tenía su primer vuelo ya programado, pero nunca llegó a realizarse, pues coincidió con  con la desintegración de la URSS. El único transbordador que alcanzó el espacio fue el OK-1K1, que dio su nombre a todo el proyecto Burán. En 1988 se realizó su prueba de vuelo no tripulado, que duró tres horas y 36 minutos.

Cuando el programa fue abandonado por un Estado ruso con problemas de liquidez en 1993, había cinco modelos en diversas fases de construcción. El Burán original y Little Bird se mantuvieron juntos hasta que una tormenta destruyó la primera nave hace trece años. Little Bird y una de las otras naves fueron trasladados a ese hangar.

 

El youtuber consigue más de 800.000 visualizaciones en menos de dos semanas, disparando así la media de su canal

 

El vídeo muestra, pues, a Little Bird (OK-1K2) y a otra nave y ha sido todo un éxito, ya que desde el 6 de julio, día en que se subió a la plataforma, ya lleva más de 830.000 visualizaciones, todo un record para un canal novato que suele quedarse en una media de 10.000-20.000 visualizaciones y que cuenta actualmente con 23.000 suscriptores.

¿Lo habéis visto? ¿Os ha gustado el vídeo de este youtuber?